domingo, 14 de julio de 2013

CC de MRdM: Shorts para mamá

http://1.bp.blogspot.com/-vQOGUGbRPjY/UcRDjXsWxOI/AAAAAAAAKGs/R7SW_sQrcEI/s400/cc+shorts+peque.jpg
 
Cuando vi el Cose Conmigo de mi rincón de Mariposas, decidí apuntarme y, finalmente, he hecho tres pantalones, de los cuales hoy os enseño los míos y mañana los de las peques.

Tenía ganas de hacer algo para mí, y esto es lo primero.


La verdad es que me costó decidir qué tela utilizar. No tengo muchas y no tocaba comprar más, así que estaba en plan repugnantillo mirando unas y otras con desprecio, hasta que recordé este retal que tenía desde hace años. Lo compré en Ikea y debe estar descatalogadísimo. Lo usé para tapizar una caja de madera y convertirla en un puf, y aún me había sobrado un poquito. Aunque esto ha hecho que mi marido comente que tiene la sensación de que hay un mueble de la casa paseándose por ahí, pero me da igual.



Tras comprobar que tenía tela suficiente para el patrón básico (y luwgo descubrir que aún me quedaba para hacer la pernera izquierda, porque había hecho dos derechas...), miré hasta cuánto podía apurar para añadir largo, porque no me gustan los pantalones muy cortos. Además, añadí dos centímetros de margen de costura y lo apuré todo lo posible para que los pantalones fueran lo más amplios posible. Entre que soy ancha y que no me gusta nada ir ajustada, necesitaba que quedaran un poco más holgados. Supongo que podemos considerarlos talla XL.


La tela amarilla son las cortinas del cuarto de la peque de la otra casa. Eran muy sosas y demasiado tupidas, por lo que las había dejado para reciclar en lugar de colgarlas. Parece que no me equivoqué. 
  
Como con los pantalones de las peques, quería utilizar tela no elástica y en contraste para la cintura y, como me parecía que todavía me gustarían más largo, también hice unos añadidos a las piernas.


Amplié los bolsillos propios del patrón, y aún creo que han quedado un poco pequeños. Si un día de estos me animo, igual pongo otro bolsillo extra para la cartera.


Probé el zig-zag decorativo de la máquina de coser de Ikea y aprendí que descoserlo es un infierno. No obstante, perseveré y, aunque no estoy encantada, creo que el resultado no es del todo terrible.
 
A pesar de mi torpeza infinita y mi aficción a descoser (no voluntaria, lo juro), no son difíciles de hacer para una principiante paquetilla como yo.

Muchas gracias por organizar el Cose Conmigo, he aprendido un montón. 

8 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias por el comentario y por el cose conmigo. Lo he disfrutado mucho.

      Eliminar
  2. Me encantan! Te quedan muy bien puestos :-D
    Compartimos gusto por las telas, esta la tengo en azul y verde!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso parece. Recuerdo que también coincidimos en la tela del gorro del CC de Naii. :-)

      Eliminar
  3. Me ha hecho mucha gracia lo del mueble paseándose por casa: hombres...! La combinación de colores es muy bonita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En realidad, mi marido tiene su punto. Estuve a punto de hacerme una foto al lado del puf para mostrar el efecto, pero al final me abstuve...

      Eliminar
  4. Pues me ha encantado... yo ni idea de coser, pero le he pedido a los Reyes una maquina, quizás la del Ikea...

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo la de Ikea y, para mis inicios de pardilla, me está dando el servicio. Aunque, si eres como yo, lo que tencesitarás es mucha paciencia para descoser todos los desaguisados que montes.

      A ver si te la traen y coincidimos en algún Cose Conmigo.

      Eliminar